fbpx
¿Qué es un hosting o alojamiento web?

¿Qué es un hosting o alojamiento web?

Uno de los principales objetivos para desarrollar la página web de una tienda o comercio en línea es su alojamiento. Se trata de una parte muy importante en el proceso de ponerla en marcha para difundir o promocionar los productos, servicios o artículos que comercializa. Por este motivo es muy relevante que se lleve con una gran eficacia y pueda llegar a impactar a los usuarios o clientes.

El alojamiento para sitio web se desarrolla dentro de lo que se denomina un hosting. Este es un concepto ligados a las nuevas tecnologías que se significa al servicio que provee a los usuarios de Internet un sistema para poder almacenar información, imágenes, vídeo, o cualquier contenido accesible vía web. Tiene que ser una actuación que debe estar planificada para que nada quede en manos de la improvisación.

En este contexto general, hay que indicar que el hosting o alojamiento web es muy importante para el posicionamiento de una empresa digital debido a que le ayuda a dotarse de mayor visibilidad ante los usuarios o clientes. Hasta el punto de que es muy relevante elegir el hosting correcto o más adecuado para determinar o no el éxito de sus actuaciones.

¿Para qué sirve un hosting?

La utilidad de esta clase de alojamiento web se deriva del hecho de que muy necesario para al final tu sitio web esté siempre online y disponible. En especial, en aquellos casos en los que la empresa esté vendiendo un producto o servicio y por tanto depende de este servicio por encima de otros. Mientras que por otra parte, es conveniente recordar que aunque tengas una conexión a Internet no es suficiente. Si no que por el contrario, la mejor de las opciones es alquilar un servicio de hosting web que sea realmente eficaz y pueda satisfacer tus necesidades reales.

Otro de los aspectos de que debes valorar sobre su utilidad es el que tiene que ver con las prestaciones que te puede ofrecer en estos momentos. Entre las cuales están las siguientes que te vamos a exponer a continuación:

Te eleva la seguridad de tu dominio al aportar sistemas muy fiables y que sobre todo son muy avanzados en las garantías que incorpora. Tanto en lo referente al hardware, como al software.
Se trata de una estrategia muy eficiente para mantener unas conexiones que sean realmente seguras, permanentes y estables. Factores muy necesarios si la página web está ligada a una tienda o comercio en línea.
Se trata de una potente herramienta que tiene como uno de sus principales objetivos evitar posibles fallos o errores en los servicios. No en vano, en los negocios online cualquier incidencia de estas características puede costar muy caro, tanto desde el punto de vista comercial como económico.
Y por último, dar una mayor visibilidad a los que se muestren los contenidos de la página web, tanto en lo que se refiere a sus textos como en lo referente al material audiovisual.

Clases de hosting que existen

Una regla básica que deberás tener en cuenta a partir de estos momentos es que el hosting o alojamiento web no es uniforme. Es decir, puede haber varios tipos en función de las necesidades reales por parte de los usuarios o clientes. Esto en la práctica significa que en función del tipo de web que tengas o quieras crear, necesitarás un servicio de hosting u otro. Para que de esta manera, puedan cumplir sus funciones con mayor credibilidad y eficacia para los intereses de la tienda o comercio en línea. Entre los que destacan los siguientes que vamos a mencionar a continuación.

Hosting compartido

Uno de los más frecuentes en los últimos años debido a su enorme practicidad y que además te permite ahorrar mucho dinero en cualquiera de los escenarios en que se pueda plantear. Mientras que por otra, dependerá básicamente del plan que selecciones para tu página web. Hasta el punto de que al final estarás en condiciones de disponer de varios sitios web alojados en un mismo hosting. Lo más ventajoso de esta estrategia es que será más fácil de llevarlo a cabo que a través de otros hosting más complejos o avanzados. En donde no tendrás costes no deseados o sencillamente inesperados.

Hosting profesional

Entre sus principales características destaca el hecho de que genera una mayor potencia con una menor complicidad. Con la aportación de unas novedades tecnológicas mucho más avanzadas que en las restantes, como por ejemplo con ancho de banda, CPU y memoria más potentes en todos los casos. Claro está, están especialmente dirigidos al sector profesional, como puede ser el caso concreto de tu tienda o comercio en línea. Con funciones mucho más amplias y definidas desde el principio.

Servidor VPS

Es lo que se conoce como servidor virtual privado y una de sus grandes ventajas reside en que aporta una mayor flexibilidad en los recursos generados. En el sentido de que te ofrece unos recursos garantizados, que se caracterizan sobre todo porque no se comparten con nadie. Por otro lado, destaca porque el coste de un servidor de estas características suele ser bastante inferior al de un servidor de naturaleza física.

Servidor dedicado

Se trata de uno de los servidores que es menos conocido por buena parte de los usuarios. Esto es debido a que está definido a través de una máquina física que corresponde a un ordenador central y que por tanto va dirigido a un cliente único o exclusivo. En el sentido, de que son los más servidores más propicios para sitios web con un gran volumen de tráfico mensual. Si este es tu caso, puede que sea la oportunidad para ponerlo en práctica ya que por lo general su rendimiento es mucho más eficaz que en los restantes modelos.

Hasta el punto de que podrás rentabilizar las actuaciones mejor para tus intereses empresariales. Además, no puedes olvidar por último que esta clase de servidores tan especiales se distinguen por un uso más intenso a través de un tratamiento sensiblemente diferente a los demás. Con la ventaja de que te concede la opción de transferirlo a otro proveedor.

Fuente: www.actualidadecommerce.com

Leave a Reply